Los tipos de cáncer más comunes

El cáncer como ya hemos hablado, es el nombre que cumple una gama de enfermedades con una característica principal; un crecimiento desmedido de células. Ahora bien, hay una gran cantidad de cánceres que se identifican con su nombre, en este artículo hablaremos sobre los más comunes.


Medical photo created by kjpargeter

¿Qué es el Cáncer?


Cáncer de pulmón


El cáncer de pulmón toma uno de los puestos de los cánceres más comunes en el mundo tanto en hombres como mujeres, cada año aparecen más de 2,09 millones de casos, existen muchos tipos de cáncer de pulmón, estos se distinguen por la forma en que se diseminan y en el tratamiento que reciben.


Fumar cigarrillos es una las causas principales para la aparición de la mayoría de los cánceres de pulmón, entre mayor sea la cantidad de consumo de cigarrillos al día y cuanto más joven se comienza a fumar, el riesgo de desarrollar un cáncer de pulmón incrementa de manera considerable. No obstante, “no fumar” no te libra de la pequeña posibilidad de sufrirlo, la exposición prolongada a altos niveles de contaminación, radiación y asbesto también aumentan el riesgo.


Aprende más sobre el cáncer de pulmón



Cáncer de mama


Es un tipo de cáncer que se forma en las células de las mamas y que puede originarse en distintas partes de la misma, las causas de este tipo de cáncer se desconocen con exactitud. Igualmente, como en todos los cánceres, existen distintos tipos de cáncer de mama. El tipo de cáncer de mama depende de qué células de la mama se vuelven cancerosas.


Las células cancerosas ubicadas en el seno forman un tumor que se puede observar en una radiografía o se puede palpar como una masa o bulto. El cáncer de seno afecta a mujeres como a hombres. Sin embargo, mucho más de la mitad de diagnósticos son de mujeres, es decir que, tiene una prevalencia en el sexo femenino. Cada año se diagnostican más de 2,09 millones de casos.


Aprende más sobre el cáncer de mama



Cáncer colorrectal


Es un crecimiento desmesurado de las células del colon y/o del recto, el cáncer de colon y recto a menudo se agrupan por las muchas características similares que comparten. Los tumores colorrectales pueden originarse en cada una de las tres capas del colon: mucosa, muscular y serosa.


Estos tipos de cáncer tienen mayor incidencia en adultos mayores. Además, los cánceres colorrectales comienzan normalmente como un crecimiento en el revestimiento interno del colon o del recto, este revestimiento recibe el nombre de pólipo.


Por lo general, estos pequeños pólipos comienzan como células no cancerosas (benignas). Hay varios tipos de pólipos y éstos pueden convertirse en cáncer con el paso del tiempo, cabe mencionar que, no todos los pólipos se convierten en cáncer.


Este tipo de cáncer entra en los más comunes de todo el mundo con más de 1,80 millones de casos al año, también de los más fáciles de diagnosticar. Las tasas de curación son elevadas si se detectan a tiempo y tarda mucho en desarrollarse.


Aprende más sobre el cáncer colorrectal



Cáncer de próstata


Es un cáncer que se origina en la próstata: una pequeña glándula que posee forma de nuez. Ésta es la encargada en los hombres de producir el líquido seminal que al mismo tiempo nutre y transporta el esperma.


El cáncer de próstata es uno de los tipos más frecuentes en los hombres y uno de los factores de riesgo más importantes es la edad. Usualmente, el cáncer de próstata crece de forma lenta y se limita inicialmente en la glándula prostática, donde al principio puede no causar daños significativos. No obstante, mientras que algunos tipos de cáncer de próstata crecen lentamente y pueden necesitar tratamiento mínimo, otros tipos son agresivos y se pueden diseminar rápidamente.

Este último año se diagnosticaron 1,28 millones de casos. El cáncer de próstata se puede detectar de manera precoz y recibir un tratamiento más efectivo cuando todavía se encuentra en la glándula prostática.


Aprende más sobre el cáncer de próstata



Cáncer de piel


El cáncer de piel abarca más de 1,04 millones de casos al año, éste se suele desarrollar en la piel que recibe una exposición prolongada al sol. Pero esta forma frecuente de cáncer también puede ocurrir incluso en zonas de piel que no están expuestas a la luz solar. Los cánceres de células basales y de células escamosas son los tipos más comunes y están relacionados de manera fuerte a la exposición de rayos solares.


El riesgo de padecer cáncer de piel puede ser reducido limitando o evitando la exposición a la radiación ultravioleta (UV). Las revisiones médicas para detectar cambios sospechosos en la piel ayudan a detectar el cáncer de piel en sus estadios iniciales. Si la detección es temprana, hay mayor probabilidad de que el tratamiento del cáncer de piel sea exitoso.


Aprende más sobre el cáncer de piel



Cáncer de estómago


En general, el cáncer de estomago empieza en las células que recubren el estómago y producen mucosidad. Este tipo de cáncer se denomina «adenocarcinoma» y tiene más de 1,03 millones de casos al año.


En las últimas décadas han habido fluctuaciones de los índices de cáncer estómago, los que abarcan el cuerpo del estómago se redujeron en todo el mundo y en este mismo período, se vio un incremento en la tasa de casos de padecimientos en la parte superior del estómago en la zona denominada «unión gastroesofágica».


Aprende más sobre el cáncer de estómago


Para finalizar, hay muchos tipos de cáncer que pueden presentarse en el organismo, pero todos cumplen una característica base principal: “Crecimiento celular alterado”. Los cánceres vistos en este artículo son los más comunes en todo el mundo y no quiere decir que la tasa de incidencia de los demás sea nula.